¿A dónde va la tendencia laboral?

¿A dónde va la tendencia laboral?

Por: Carlos Esparza

El mundo está en constante evolución y es por ello que es importante estar actualizado en cuanto a los temas de tendencias se refiere. El ámbito laboral no está exento de dichos cambios y evolución, ya que con nuevas tecnologías, prácticas y conductas de los involucrados poco a poco se va transformando tanto el ambiente como las formas de hacer las cosas.

Así pues, con el fin de estar preparados y listos para afrontar los cambios dentro de tu empresa aquí te proporcionamos algunas tendencias importantes a tener en cuenta.

  1. Siendo una época donde el emprendedurismo se ha disparado y las oportunidades del mercado son muchas, surge también de nuevo una fuerza laboral externa, es decir el outsourcing. Debido al reducido tamaño de algunas empresas y la necesidad de labores externas sin desgaste de recursos propios nuevamente la contratación externa de servicios resulta una alternativa. En este sentido es importante cuidar la actividad principal de la empresa pero sin descuidar el outsourcing, como abordamos en este artículo.
  2. Curiosamente en contraste con la tendencia anterior, el campo laboral cada vez requiere de más especialización. Si bien esto no es necesariamente un riesgo directo para la empresa, sí lo representa indirectamente puesto que el nuevo talento humano sacrifica un tanto la especialización en pos del manejo de diversas herramientas. Nuevas herramientas y nuevo conocimiento (el cual se desarrolla e incrementa día con día) requiere también de talento que sepa manejarlo; por ello ten en cuenta la necesidad de capacitación constante que deberás brindar, no sólo en beneficio de tus empleados, sino también de tu empresa.
  3. Beneficios más allá del salario. Si antes un salario atractivo y algunos bonos extra era lo que bastaba para retener a tu personal, esto no es la tendencia para la nueva fuerza laboral. Conciliar la felicidad laboral con la personal siempre ha sido un discurso del trabajo pero hoy más que nunca esto se está dando. Un salario emocional que incluya incentivos como prestaciones extras, reconocimientos del trabajo realizado, flexibilidad, ambiente acogedor, entre otros, aportan al bienestar personal que se verá reflejado en el desempeño laboral. Sin embargo, esto no quiere decir que el salario deja de importar, pero otros factores como los explicados aquí pueden darle un valor agregado a tu empresa por sobre la competencia.
  4. Si creías que conceptos como web 2.0 y demás eran bastante novedosos te tenemos una sorpresa, esto ya es del pasado. En el mundo laboral incluso una nueva tendencia es la del llamado empleado 3.0. Relacionado con nuevas prácticas como el home office o trabajo por proyecto y no por horas, el nuevo empleado utiliza a su favor las tecnologías y a través de ellas revoluciona el trabajo. Debes comprender esta nueva fuerza laboral para sacar el máximo provecho de ella y que no te resulte un obstáculo al crecimiento de tu empresa sino una oportunidad.
“Empleado 3.0: una nueva especie capaz de sacar partido a las nuevas tecnologías para el que no valen horarios. La libertad que reclama avala su productividad. Lejos de amenazar el futuro de las organizaciones, este profesional bien gestionado es una herramienta muy poderosa.”
– Montse Mateos –

Éstas son algunas de las tendencias que se vislumbran en el futuro cercano, algunas incluso ya te habrás topado con ellas. Está ahora en manos de cada uno de los gerentes y líderes desarrollar al máximo las potencialidades de cada una de estas novedades en el ámbito laboral. Como éstas muchas otras irán apareciendo en el transcurso de los días, meses y el año, por lo cual es importante estar siempre actualizado. Para esto pueden consultar nuestros demás artículos aquí e incrementar su IQ Laboral.